Ernesto Domenech y Celeste Leonardi

En un contexto marcado por el debate público sobre la política criminal, brindar una mirada detallada e interdisciplinaria resulta necesario. En ese sentido y con el propósito de profundizar el estudio de distintos aspectos del derecho penal y procesal penal, el Instituto de Derecho Penal y la Especialización en Derecho Penal presentan la Edición Nº 16 de la Revista Intercambios.

En primer lugar, partimos de estudios sobre historia del pensamiento penal, que analizan las ideas penales en el marco de un proceso histórico-ideológico, destacando la importante vinculación entre historia y derecho.

En segundo lugar, se analiza la reforma al Código Penal y su vinculación con la problemática de los niños, niñas y adolescentes imputables. Si bien, el propio texto del anteproyecto dispone que el mismo se aplica a los hechos cometidos por mayores de dieciocho años, se abrió nuevamente a discusión el debate sobre el régimen penal de menores de edad.

En materia procesal penal, se analiza la ley provincial sobre la creación de la policía judicial y su aplicación en los organismos descentralizados del Poder Judicial. En esa línea, se plantea la reformulación de plazos del Código Procesal Penal para los mencionados organismos.

Por otra parte, si bien el anteproyecto de reforma al Código Penal de 2006 no ha logrado sus objetivos, su estudio permite identificar ventajas y desventajas en su articulado, que serán valiosas para futuras redacciones legales. En efecto, en esta edición de Intercambios https://www.acheterviagrafr24.com/viagra-naturel-femme-algerie/ se analiza el error exculpante en el anteproyecto comparando su regulación con aquellas de los Códigos Penales de Brasil, Uruguay y Paraguay.

Además, considerando la importancia de la educación en derecho penal, se incorporan estudios sobre las formas de enseñar y pensar el derecho penal. En efecto, se ha destacado que la educación se encuentra condicionada por una tradición jurídica plagada de argumentos de autoridad y que se reproducen tanto en el ejercicio de la profesión, como en el funcionamiento de la justicia penal.

Finalmente, se establecen puntos de encuentro con otras disciplinas. Así, el derecho contemporáneo ha destacado el lugar de la víctima en el derecho y en el proceso penal. Sin embargo, la victimización es un tema relevante no sólo para la seguridad pública sino, también, para la perspectiva sanitaria. Por ello, desde la psiquiatría se estudian las experiencias de victimización, las cuales pueden generar impactos traumáticos con una variada gama de afectaciones en el bienestar y en la salud. Por su parte, el trabajo social desempeña un rol destacado en el ámbito de la justicia, y específicamente en la elaboración de pericias sociales.